Con el cambio de imagen conseguimos un icono más claro - Galletas Da Veiga



En el año 2006 vieron la luz las primeras Galletas Marineras de la empresa Galletas DaVeiga. Estas galletas son una adaptación moderna del “Pan de Barco”, una solución antiquísima que usaban los marineros para conservar el pan en las largas travesías.

 

Desde entonces la empresa no ha parado de crecer, hasta el punto de aparecer en el ranking de negocios del Financial Times en el número 503 hace unos años, de una lista de 1000 compañías elegidas por los mejores resultados económicos entre 2013 y 2016.

 

Hoy hablamos con Xosé Lois Lamazares, Coordinador General de Galletas Mariñeiras DaVeiga.

 

Xosé Lois, cuéntanos más detalles sobre vuestras galletas marineras. ¿Cuál es su característica fundamental?


Se trata de un producto alimentario de larga duración, cuyo sabor neutro y resistencia a la absorción de la humedad permiten que no se ablanden con el paso de las horas, razón que las hace especiales para la elaboración de canapés combinados con dulce o salado.

  

Es un producto muy versátil a la hora de comerlo. ¿Cuál dirías que es su uso más habitual?


Las Galletas Mariñeiras pueden ser sustitutivas del pan fresco, pan tostado, pan de molde, galletas dulces o bollería, por lo que son ideales para tomar solas y también como base para la elaboración de aperitivos.

 

DaVeiga comenzó a comercializar sus galletas en el año 2006, y desde entonces no habéis parado de crecer. ¿A qué se debe este éxito?


Este crecimiento se explica fundamentalmente por la innovación que incorpora las Galletas Marineras en la familia de panificados, su versatilidad de uso ; solas, acompañadas, gusta a todos, apropiado para diferentes ocasiones de consumo, etc. ¡Es un producto muy agradecido!.

 

De entre todas las variedades que tenéis, ¿cuáles conforman el Top 3 a nivel de ventas?

 

En la línea BIO, sin duda el primer lugar del Ranking lo ocupan las Marineras con Aceite de oliva virgen extra, la siguiente sería las Marineras con Semillas de Chía y el tercer puesto en facturación sería para las Marineras con Espelta.

 

A nivel de packaging vemos que también hubo una transición importante. En la actualidad la imagen del marinero gana presencia, ¿no es así? 

 

La verdad es que fue un acierto el cambio de imagen. Ha calado muy bien entre nuestros consumidores y con él estamos consiguiendo un icono más claro. Con el diseño anterior se conocía la marca, pero no había un icono. Antes la gente identificaba las mariñeiras por las bolsas de cuadros, eran las propias bolsas las que hacían de icono. Ahora la identificación es más sencilla. Con la figura del marinero la imagen de marca se ha potenciado.

Actualmente, ¿en qué zonas de España podemos encontrar vuestros productos?

 

En general, a nivel nacional  nuestras Galletas Mariñeiras se puede encontrar en Carrefour, AlCampo y El Corte Inglés y en algunas tiendas especializadas.

 

Hace unas semanas estuvisteis en Biofach (Nüremberg). ¿Qué acogida tuvisteis por parte de otros países?

Llevamos años asistiendo a BIOFACH, de la mano del Consello regulador de Agricultura Ecológica de Galicia (CRAEGA), pero este año apostamos por por una presencia más importante asistiendo con un stand propio. El resultado fue muy positivo, nos permitió contactar con muchos Importadores de la UE. El resultado final ya se verá, este tipo de acciones tienen retorno a medio plazo.

 

¿Qué país tiene la suerte de contar con más Galletas DaVeiga, además de España?

 

Nuestro primer mercado es Portugal, suponiendo más de 50% de la facturación de Daveiga. también estamos presentes en UK, pero de una forma mucho más modesta.

 

¿Cuál es el objetivo principal de Galletas DaVeiga en este año 2020?

 

Continuar con la expansión a nivel nacional (distribución moderna y canal especializado) y avanzar en el proceso de internacionalización, sumando algún mercado nuevo en la UE.



 

Compartir

Banners Inferior Derecha

Banners Inferior Izquierda